Hace más de 10 años, Javi fue a comer a la pizzería de un amigo y allí se enamoró. Él creció en la cocina de un restaurante tradicional español, pero siempre tuvo una amante: la gastronomía italiana.

Luigi es un napolitano por donde se lo mire, pero lleva más de 20 años en Barcelona. Una visita navideña a su padre, cambió su vida para siempre. Barcelona obnubila a cualquier chico de 16 años con hambre de mundo y Luigi no fue la excepción.

Para quedarse, comenzó a trabajar en la pizzería de un amigo de su padre, una de las pocas que había en Barcelona por entonces. Entre la leña y la harina, también se enamoró: de la hija del amigo de su padre y de la tradición más emblemática de su ciudad de origen: la pizza.

Con el tiempo aprendió el método, el arte y la mística de la masa y del horno a leña, y con más tiempo descubrió que además de amor, también tenía talento. Así, acabó a cargo del restaurante en el que llegaban a preparar 350 pizzas por noche. “La ticketera no paraba, se acaba el rollo de papel y juntábamos los tickets del suelo, de lo rápido que salían”.

Entonces supo que era hora de tener su propio restaurante y en 2008 abrió las puertas de Vía dei mille, del que Javi se hizo cliente y fan, apenas probó sus pizzas. Todo parecía ir bien, pero hubo pocas empresas nuevas que sobrevivieran a los embates de la crisis, y el Vía no fue una de ellas.

Así que había que volver a empezar, otra vez. Pero ésta sería diferente: la mamma y el fratello Alfredo, trabajarían codo con él y, “creer o reventar”, “Lo que está destinado a ser, será”, “cuando una puerta se cierra, otra se abre”… Luigi no sabía que ya hacía años había conocido a su fratello local.

Eran buenos amigos y disfrutaban como niños comiendo pizza juntos y alabando las bondades de la cucina italiana, entre bocado y bocado. Era tan claro, tan evidente, tan natural que Luigi Ristorante naciera, que bastó una pizza más para comenzar a amasar un nuevo sueño.

En pocos meses había local, personal, un horno traído de Nápoles, que ya es nuestro emblema y una "famiglia" poco tradicional, pero con una fuerza arrolladora.

 

vision-ristorante-italiano-luigi-pizzeria

Fiesta de apertura de Luigi Ristorante en Roger de Lluria (8 de abril de 2016)

El 8 de abril de 2016 Luigi abrió una puerta que ya nunca se cerrará. Al contrario, en poco tiempo se abrirá otra en la Vía Laietana de la Ciudad Condal.

“Los clientes aprecian y premian nuestro compromiso con ellos y saborean la calidad, pero también el amor que ponemos en cada plato, en cada pizza. Por eso abriremos nuevas puertas y por eso nunca sabremos cuál será la última."

napoles-origen-de-nuestra-cocina

 

La Cocina Napolitana tiene raíces históricas antiguas que datan de período griego-romano y se ha enriquecido durante los siglos con la influencia de las diferentes culturas que han tenido lugar durante las diversas dominaciones de la ciudad y el territorio circundante. Muy importante fue la contribución de la imaginación y creatividad de los napolitanos en la variedad de platos y recetas ahora presentes en la cultura culinaria napolitano.

A medida que el capital del reino, la cocina de Nápoles también ha absorbido una gran parte de la tradición culinaria de toda la Campania, logrando el equilibrio adecuado entre los platos de la tierra (pasta, verduras, productos lácteos) y los del mar (mariscos, pescado, crustáceos, moluscos).

A raíz de las diversas influencias, principalmente el francesas y españolas, se ha descrito la separación entre una cocina aristocrática y popular. La primera, caracterizado por elaborados platos de inspiración internacional, abundante y preparada con ingredientes ricos como los timbales o "sartu di riso", mientras que la segunda se refería a los ingredientes de la tierra: cereales, legumbres, verduras, tales como la pasta populares e Fagioli.

Después de las revisiones que tuvieron lugar durante los siglos, y la fusión con la cultura culinaria más noble, la cocina napolitana tiene ahora una amplia gama de platos, incluyendo a menudo los preparados con los ingredientes más simples de forma extremadamente refinada.

 

ristorante-italiano-barcelona-luigi

Antipasti y productos napolitanos

 

A pesar de las mezclas e influencias de otras culturas que se produjeron durante los siglos, la cocina napolitana todavía tiene un repertorio de platos, ingredientes y preparaciones que caracterizan a una identidad cultural distintiva, y de profundas raíces Mediterráneas.

En Luigi Ristorante traemos hasta Barcelona lo mejor de esta antiquísima cultura y tradición gastrónomica napolitana, y te lo ofrecemos en nuestro moderno y atractivo local.

Te esperamos en Roger de Lluria 50, y ahora también en Luigi Vía Laietana 41.